martes, 3 de marzo de 2009

La importancia de las palabras... te cuento ¿un cuento? Es cortito...


Esas palabras recibidas desde otro lado del océano... nunca olvidadas, que quedaron en el cajón de mi mesita de noche puesto que no he encontrado el lugar donde soltarlas ni darles sentido, y que tampoco podré acompañarlas con miles de otras palabras que debí decir, ni con miles de secretos que no debí guardar, morirán entonces, con las cosas que nunca te dije.

“No podré viajar a conocerte, aunque sea lo que más quiero en este momento. Y si es cierto, que en el amor no existen las distancias ni el tiempo, nos encontraremos, no lo dudes...
...estoy muy asustada... Me gustaría que estuvieras aquí.
Te quiero”

El silencio que siguió a tus palabras fue abrumador.
Ahora, mientras voy dejando los granos de arena caer, en el reloj que creía parado y leyendo lo que ha escrito una amiga en común, siento que mi aletargado corazón comienza a latir. Ha pasado tanto tiempo... ¿uno? ¿Dos meses? ¡Qué importa! Ya no hay minuto eterno. El tiempo ya no es mi amigo, la quietud se ha marchado con el resto de cosas en el mismo momento de saber... y me embarga en un asalto impensado, la angustia de no haberte conocido y se estrangula en mi cuello, el llanto que no ha podido salir desde entonces y con los ojos anegados repaso las palabras recién leídas...

“... no se sabe qué pasó, quedó atrapada en un incendió en su apartamento y la encontraron sin vida, sentada en su computadora y nadie pudo...”

¡Para qué seguir! El tiempo que había logrado detener y que ahora enloqueció, transformará tus palabras en letras putrefactas que no podré salvar allí, en el cajón de mi mesita de noche y darán lugar a lo que no quise que fueran: un recuerdo.

Debido a que no podré plantar tus palabras para que florezcan, ya que lentamente se degradarán con el tiempo, intentaré que llegue el momento en que no me duelas. Entonces ahí sí... comenzaré a olvidarte.

27 comentarios:

agustín-Entre Rios, Argentina dijo...

Triste, muy triste!! Pero espectacular. Me encantó. no esperaba menos de vos.
Te extrañaba, aquí estoy.

Un saludo desde la otra orilla

mario dijo...

¡Excelente cuento corto! Demasiado corto, me hubiera gustado seguir leyendo, escribis muuuy bien.
Por eso me gusta pasar por tu blog.

Con razón el premio anterior, bien merecido.

Un abrazo

Bitter dijo...

Oooh que tristeza en tan poquitos párrafos, pero eso es lo bueno de tus cuentos, siempre dejan con hambre de más!
un abrazo

Adolfo Payés dijo...

una delicia de lectura nos entregas, aunque deja la tristeza, pero es hermoso tu escribir..


un abrazo inmenso con mucho cariño

saludos farternos

A.- dijo...

Mónica, no sabía que escribías cuentos, pero la verdad ha sido un placer leerlo. Una historia triste y a la vez tan cargada de emociones y belleza, pude imaginármelo todo.
Sigue escribiendo!!

Un beso!

Exenio dijo...

SHHH!!! Escucha...


.


.


.


nada . . .


...V_V

hojas del alma dijo...

las palabras son el milagro que nos transporta hacia la eternidad.
y el olvido,ay,el siempre olvido,que es un intento del ser humano,para seguir viviendo.

me gusto mucho,pasar por aqui.
besitos.

Lydia dijo...

Son preciosas las palabras... que dicen tanto y en tantos pequeños detalles... como esos granitos de arena que uno a uno se van colando por el reloj del tiempo y la distancia.

Nuria dijo...

La vida está hecha de encuentras y desencuentros,de recuerdos y olvidos.

cynthia dijo...

Me invadieron tus palabras me erizaron la piel, y mis ojos suspiraron cada uno de tu sentir.

cariños. besos muchos para ti.

Lidia M. Domes dijo...

Cuento, tal vez,

pero muchas veces sucede...

Que no pudimos,

que no dijimos,

que no escuchamos...

Y luego nos culpamos,

tratamos de olvidar...

Cuando la Vida

nos provoca una situación

difícil de superar...

es en vano

tratar de olvidar.

Guardemos el recuerdo

en el corazón,

que desde allí llegará

adonde el alma

de ese ser se encuentre...

Y se reconocerán...

Con amor puro de lo compartido,

Y el dolor cesará,

pero no el recuerdo.

Abrazos, Moni

Lidia

El Bosque Olvidado dijo...

Madame, me ha emocionado usted.
Ha hecho que me sintiera identificada con esas palabras a traves de una experiencia parecida pero que jamas hubiera logrado expresar con palabras tan hermosas.

Bisous

Diana

♥ Veronica Curutchet ♥ dijo...

La tristeza también se va desvaneciendo con el paso del tiempo.

Tristemente hermoso tu escrito MOni!

besos!

Gizela dijo...

Hola Mónica, me dejas con la boca abierta.
Es muy bello tu cuento, muy bello y muy triste, pero supiste darle a la tristeza letras que la honran.
Un beso grande

Mara dijo...

Eso es. Cuando deja de doler es cuando se empieza a olvidar... O ya no te duele porque te olvidas??? qué lio! ;)

anapedraza dijo...

¡Excelente Mónica!

Es muy triste tu cuento, pero no todo en la vida tiene que ser feliz.

Un abrazo desde España.

MIGUEL

La otra parte de mí dijo...

que triste!!para colmo este día de lluvia.....

Dragonfly dijo...

Vaya!!! que triste :S

Besos ;)

XoseAntón dijo...

Un micro relato de premio, intenso, emotivo y esa sensación que parece nos oprime el cuello. Felicidades, es muy bueno.

Bikiños

luna dijo...

Precioso Monica, unas palabras llenas de tristeza, pero un delicado lenguaje para deleitar el paladar al pronunciarla y agudizar el oido al escucharla.

besitos

luna

Wood dijo...

La importancia de las palabras... Gracias por las realizadas. Vuelve cuando quieras. Un beso.

patri dijo...

Se me ha encogido el estómago...y el corazón....
Qué difícil es olvidar. Bueno, lo peor es que deje de dolerte...el resto del camino,ya es más fácil.
Besitos

Pilar Moreno Wallace dijo...

Leo y vuelvo de nuevo a las palabras, a dejar que las imágenes me cuenten sus historias, casi palparlas. Me gustó.

kukilin dijo...

¡Excelente! ¡Precioso! Pero muy triste, triste hasta las lágrimas.

Besitos mi querida Mony♥

sdjrp dijo...

oh mier... eso si es una historia triste... :(

no se que decir... bueno... la muerte no siempre es el ultimo paso, a veces quedan mas... la muerte solo es media...

vandrea dijo...

Que raro, no me toca en nada....
Es extraño... te recomiendo un escritor? Gonzalo Rojas , Chileno... revisa algo de su poesia... es en la "onda" que escribes... besos

salvadorpliego dijo...

Sorprendente y maravilloso tu cuento. Ha sido un placer conocer tus letras y tu blog. Un gusto leerte.