miércoles, 11 de julio de 2007

El tren sin regreso... ¿Un cuento...de dos?

Es en el que subí...el día que te fuiste,
luego de cinco años juntos... un día dijiste:
"enseguida vengo" y no fue así.
Asustada por tu ausencia que no comprendía,
te llamé, te busqué y te volví a llamar, y ante
mi insistencia me dijiste: "No vuelvo, lo siento".
Sin más explicación que ésa.
Y... en este tren que tu conduces, y en el cual
me encuentro contra mi voluntad,
veo pasar a la velocidad de la luz
las imágenes vividas, y me pregunto:
¿Qué pasó?
Veo por las ventanas del tren...
los sueños de los dos, los planes, el compromiso
y.. mi pregunta es...¿Qué te pasó?
Al no tener la respuesta, sigo en él
viendo pasar las imágenes... de tu cara, de tu sonrisa..
cómplice una veces y pícara otras.
Y sin entenderlo aún me vuelvo a preguntar:
¿Qué nos pasó? Y descubro con tristeza, que...
hasta que no lo sepa, no podré bajar de este
tren sin regreso...

26 comentarios:

BUDOKAN dijo...

Que simpático y bello este relato corto que nos regalas. Saludos!

Hannibal dijo...

Rayos!!!.. esto es digno de inspiración.

Pero cuando profundizo para entenderte, soy yo el que cae en desesperación. Mi cabeza empieza a explorar los recuerdos y es mi tren el que se quiere descarrilar.

Si bien puedo ignorar está búsqueda de sensaciones para entenderte, no lo hago, más bien me adentro tanto para entenderlo, y más que eso para maximizarlo, por que de igual manera, pasa el tiempo y sigues buscando la respuesta, pero indiferentemente de que la tengas o no, ya nadie está cerca para escucharla.
Y créeme no te bajas del tren si no que te tiran.

Dime quien saca el tiempo para recordar con igual angustia esos momentos.. eso nadie lo hace... más bien lo tratan de olvidar.
He ahí mi diferencia, mi heridas están abiertas cada una de ellas, y disfruto que lo estén, por que así recuerdo mi vida, y mi vida nunca ha sido un error.

Te iba a leer en silencio. Pero no.. no quiero que sientas que te he olvidado.

Mónica. dijo...

hannibal, gracias, me sirvieron mucho tus palabras. Y...lamento si con mi pequeño cuento removí viejas heridas.
Quizás algún día también decida saltar del tren...aunque no tenga la respuesta. te mando un beso y gracias por no olvidarme

Jenipher dijo...

Mónica...

solo paso para decirte que toooodoooo está bien... que todo es parte de este SHoW que nos tocó presenciar...


besos de chocolate para ti...

inspired dijo...

;o] Thank you

txanba dijo...

si remueves heridas, pero la historia esta bien. salu2

Lara dijo...

Creo que no debes esperar respuestas. Baja ya de ese tren, porque seguro que encontrarás otro en el que viajar feliz ;)
Besos.

JJ - dijo...

Ese tren se detendrá!
Todo pasa!
Muy buena historia!
Besos!

Anónimo dijo...

Muy bueno. Pero me imagino que es un cuento, un relato corto o como quieras llamarlo, porque...¿no estarás esperando la respuesta aún, no?

Mini2008... dijo...

siempre los trenes tienen un destino, en algún lugar bajarás y serás feliz, el relato es hermoso, buscar respuestas no es necesario, el tiempo todo lo cura y a veces es mejor no saber...cariños, te invito a mi blog a decir No a la pedofilia... cariños

UMA dijo...

Puede tardar, pero se puede bajar del tren.
Què pasò?
Como vos decìs tal vez es un cuento de uno, o simplemente una historia màs.
Ya vendrà un viaje placentero con mucha intensidad.
Un beso, Moni

1Neurona dijo...

Esteee.. buee... me he quedado con un poco de tristeza pues parte de mi vida ha pasado por este relato.
¿A quién nunca le pasó ir en un tren de este tipo o simplemente tener temor de embarcarse alguna vez en un tren similar?
Saludos.

Patri dijo...

Espero sinceramente que pronto puedas bajar de ese tren.

Besotessssssssssssssss

Raúl Avila dijo...

Sencillamente gigante cuento.
Me recordó un poema de Benedetti

"EL OLVIDO NO ES VICTORIA
SOBRE EL MAL NI SOBRE NADA
Y SÍ ES LA FORMA VELADA
DE BURLARSE DE LA HISTORIA
PARA ESO ESTÁ LA MEMORIA
QUE SE ABRE DE PAR EN PAR
EN BUSCA DE ALGÚN LUGAR
QUE DEVUELVA LO PERDIDO
NO OLVIDA EL QUE FINGE OLVIDO
SINO EL QUE SABE OLVIDAR"

Cada vez que lo leo me pregunto: ¿hay alguien que sepa olvidar o el nos acostumbramos cuando no nos queda otra?

wílliam venegas segura dijo...

¡Ese tren! ¡El regreso! ¡El sin regreso! Soy de Costa Rica y tanto tu texto como tu condición uruguaya me llenaron de nostalgia por partida doble. Hace mucho tiempo fuimos compañeros Adriana y yo, ella uruguaya venida a mi país en huida de la dictura militar que la tuvo presa y torturó. La conocí. Fuimos pareja/compañeros/. Inigualable. Pasó ese tren de que hablas, venía yo del extranjero y ella se iba hacia su país, regresaba. No pude impedirlo. Me faltaron palabras para impedirlo. Me sentía pirata si lo impedía. Nunca volví a saber de ella y aún la extraño. Te invito a mi blog. Creo que serías la primera persona uruguaya que lo visita, deja tu acento, por favor.

Rosario dijo...

Está muy bueno (el cuento)!!!, pues el viaje, aunque a muchos de nosotros nos ha pasado algo similar, es triste de recordar

Ana Belén dijo...

Bonito relato. Tranquila, tiempo al tiempo, cada uno se baja del tren cuando se puede bajar. Te llegará tu tren, tu estación, todo llega... mientras tanto cuídate, se feliz y recuerda cada día con mayor alegría y menos tristeza.
1bst, ana b

andrea dijo...

Me gusta ver la gran variedad de opiniones, está muy bueno!

lorena dijo...

Bajate del tren, por favor. Hay muchos trenes en la vida

claudia dijo...

Aunque el cuento es un poco triste me gusto mucho. Muy bello y dulce a la vez

merche dijo...

Nadie debería subirse contra su voluntad en ningún tren y mucho menos estar retenida en él. Si aun sigues allí abandónalo, no te conviene absolutamente seguir en él, porque el daño que te está haciendo es enorme, no vas a conseguir cambiar nada, lo mejor es tomar otro rumbo.

Besitos

Belisa dijo...

hola

demasiado bueno tu blogger
estaba leyendo el articulo que escribiste sobre el propranolol...
creo que me ire a tomar una caja entera haber si me hace olvidar sus buenos pares de meses

espero que estes bien.

saludos.

Anónimo dijo...

El mismo tren que a todos no ha dejado sin parada alguna vez
Besos

Anónimo dijo...

Muy bueno. me ha encantado!!!
Espero que solo sea un cuento.
Sino.. te digo que te bajes ya!!!
Besotes grandes de alquien que te sigue siempre.

AdR dijo...

En los trenes pasan muchas cosas, demasiadas a veces, y en este relato usas al tren como transporte de la vida, yo también lo suelo usar, tengo esa manía.

En lo que estoy escribiendo ahora, en el proyecto que tengo, hay una historia en un tren.

Besos
P.D.: seguiré mañana leyendo tus relatos

PELU dijo...

yo creo q ya deberías haber dejado hace rato ese tren!!! no pierdas más el tiempo en un transporte q no te lleva a ningún lado... Existen otros trenes, mejores trenes, con mejores conductores q tal vez sepan valorarte, mucho más q el q decidió partir...es verdad q el tren pasa una vez...pero tmb es verdad q hay muchos treenes q si pueden volver a pasar, tmb es verdad q la vida pasa una vez Y ESA SI ,,,,PASA REALMENTE UNA VEZ...